Antonio Rosillo: «Volver a Beas es volver a mis raíces»

EMPRESAS NOTICIAS

El pasado sábado en la mañana la televisión autonómica andaluza emitió en su programa «Los Repobladores», un espacio dedicado a nuestro pueblo, grabado el pasado 2 de diciembre mostrando como eje central la labor de Antonio Rosillo al frente de su empresa «EcoBeas».

Antonio es un joven de 29 años que cursó sus estudios en la escuela de hostelería de Islantilla lo que le llevó por ciudades como San Sebastián «Allí concretamente uno de los platos llevaba una hoja de estevia y fue lo que me dio el impulso a probar el cultivo de la estevia«. Ahora desde hace 5 años Antonio vive en Beas y trabaja como agricultor profesional produciendo Aloe Vera y Estevia.

A los largo del reportaje Antonio nos fue mostrando las diversas fases de su trabajo como agricultor profesional y con el que está consiguiendo hacerse un hueco importante en el mercado ecológico, «Donde más nos movemos es en el mercado europeo, estas hojas van para cadenas de supermercados, en una frutería al igual que te encuentras una caja de tomates te encuentras una caja con Aloe Vera«, comentaba Rosillo en un momento del programa.

Su padre también mostraba en el reportaje el apoyo total a su hijo en esta nueva etapa «cuando decidió pasar al tema rural , al principio a su madre y a mi nos sorprendió un poco, pero después resulta muy gratificante, ver que volviera, sobre todo la felicidad con la que viene a trabajar«

A lo largo del programa Antonio Rosillo visitó y enseñó a los andaluces otros «repobladores» como Pablo Domínguez , responsable de Alfarería David, recientemente premiado con la medalla del municipio de Beas por sus 60 años de historia. Pablo se encontraba pintando unos azulejos » que van para Sevilla, para las reconstrucciones de parques, entre ellos el parque de María Luisa. Además la última restauración del hotel Alfonso XIII la hicimos nosotros«, relataba el alfarero.

Otra parada fue la  Plaza España donde la hermandad de la Virgen de España mostraba como se realizan los típicos buñuelos que se venden los fines de semana de este diciembre tan atípico en nuestro pueblo.

Por último el productor beasino mostró una de sus pasiones , el caballo , quien junto a su profesor Juan Mora nos ofrecieron unas preciosas imágenes de nuestros campos.

Para Antonio Rosillo volver a Beas es «volver a encontrarme con mis raíces, con mis antepasados, con lo que es al fin y al cabo toda mi historia«.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.